jueves, agosto 26

Sabías que se puede?

Me parece que voy a inaugurar una nueva sección del blog que se llamará "historias de mi vida". O "lo básico a saber de las vivencias extraordinarias de Cecilia". O sino "cómo saber las historias de antemano para que Cecilia no te queme la cabeza contándotelas 20 veces".

Hoy voy a empezar con una de cuando tenía 5 o 6 años. Lo que sé es que me acuerdo como si fuera hoy.
Yo de chiquita tenía tendencia a estar resfriada, con otitis, con sinusitis, hasta neumonía. Hubo un invierno que de tanto estar congestionada y con problemas en los oídos, aprendí a leer los labios, aunque usted no lo crea.
Mi cara estaba: con la nariz roja y paspada, con lastimaduras en la boca, ya que se me secaba a causa de constantemente respirar por ella, y con mis famosos "zurcos", que era el camino que hacían las lágrimas al caer, que hacían que se me paspen los cachetes. Sí, era una drama queen. Hacía castigar a mis hermanos con mi preciada actuación de mártir. Igual eran unos guachitos....
En conclusión: linda nena, eh. Estaba hecha mierda, jeje.

La historia comienza aquí: Un día, estaba en el dormitorio de mi papá, y éste levanta los ojos de su libro y me dice "sabías que podés respirar por la nariz, no?". Y yo pienso "¿y éste qué me está diciendo?". Para mí era como que me dijeran que podía respirar por las orejas. Al ver mi cara de "¿me estás haciendo un chistonto o estás loco?", me dice "¡dale, probá!". Y su cara era aún más graciosa que la mía, porque no podía creer que yo no sabía eso.
Y probé.
Y funcionó. Era MUY raro.
Pero estuve todo el día practicando, como nena con chiche nuevo.
......

Las conclusiones las sacan ustedes, yo no me voy a poner a decir "sí, era loca de chiquita ya", o "estaba desconectada del mundo desde tan temprano", o "qué pendeja pelotuda".

Lo que sí, es el día de hoy que espero que venga alguien, levante la mirada y me diga "ah, pero no sabías que...".
Que me dé eso que me falta.
Alguien que me diga por qué es que a mi vida no la siento como real y que me ayude a estar mejor y a ser más persona.

No hay comentarios.: